top of page

15 de septiembre: ¿Realmente hay algo que festejar?

Actualmente México es un país muy violento, tanto, que en este sexenio han habido más desaparecidos que en otros, estadísticas sobran para constatar lo que menciono y debido a ello me atreveré a dar el siguiente pronunciamiento:

15/09]/2023


México nada tiene que celebrar este 15 de septiembre de 2023 y probablemente en muchos otros años y esto debido a que la democracia, en sí el aparato gubernamental no representan a nadie o casi nadie y ¿por qué digo esto? Lo digo porque el próximo año serán las elecciones para elegir presidente, diputados, gubernaturas, entre otros y al parecer las opciones que nos brindan los partidos políticos son todo menos representativas y ello gracias a que no tutelan el bien común como lo es la educación de excelencia aprueba de ideologías, en sí, los valores y principios fundacionales de esta nación que, en ningún momento fueron ni son globalistas, antinatalistas, misándricos, pero, sobre todo, ateos. Esta patria es más que católica, es fundada con principios católicos y ello gracias a que sus padres fundadores eran católicos, uno de ellos, como Agustín de Iturbide, dio todo por lo que hoy es México y si reviviera se daría de topes hasta volver a morir desmayado por todo lo que él no luchó. Agustín de Iturbide es el verdadero padre fundador de esta nación y gracias a la masonería primordialmente juarista, es porque no se le conmemora en los festejos patrios.

Por otro lado; se supone que el 15 de septiembre se conmemora a la patria, pero a éstas alturas del partido ¿qué es la patria? Y pregunto esto porque el actual presidente que tenemos se ha adueñado de todo como para que uno prácticamente diga que él es la patria, o sea, vivimos en un país obradorista con tintes fascistas y eso comienza a tornarse grosero, porque la verdad es que Andrés Manuel López Obrador es un simple funcionario y servidor público que no hace bien su trabajo y que no exalta la visión de una nación unida como en su momento la llegó a manifestar Agustín de Iturbide. Al contrario, Obrador tiene dividido y enfrentado al pueblo y esto debido a sus discursos populistas de corte izquierdista que a nada han abonado a la construcción de un país funcional, pero, a todo esto ¿hay una buena noticia? La respuesta es sí y de hecho son dos:


  1. Ya se va de Palacio Nacional el azote de México llamado Andrés Manuel López Obrador.

  2. Eduardo Verástegui está a unas firmas de ser candidato presidencial.


Aquí la pregunta es:


¿El pueblo de México se atreverá a apoyar a un candidato presidencial completamente ciudadano como Verástegui que, sobre todo representa las tradiciones y costumbres de México, o preferirá más de lo mismo pensando inocentemente que la única opción para sacar a MORENA de Palacio Nacional es el abortismo, feminismo y globalismo encarnado en y por Xóchitl Gálvez?

Yo, lo único que sé, es que hoy por hoy la lucha ya no debe ser solamente sacar a MORENA de Palacio Nacional, sino también al globalismo antinatalista y antifamilia cristiana que pretende establecerse en los países occidentales.

 

Por Alejandro González








144 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo

La Fiesta Brava, tradición y libertad

Durante meses el debate sobre la cancelación de las corridas de toros en la CDMX dividió opiniones. Por un lado, los antitaurinos, radicales que abrazan la Agenda 2030 y al animalismo como religión, y

La “familia multiespecie” no existe

El fin de semana pasado fue tendencia global un video que mostraba una concentración de algunas personas “transespecie” en Alemania, que se manifestaban, toda vez que se identifican como perros (liter

Comments


bottom of page